Una Corporación más ágil, eficaz y económica al servicio de los vecinos

El pasado día 1 tuvo lugar el Pleno en el que se decidía la organización administrativa de la nueva Corporación Municipal de San Antonio de Benagéber y los sueldos e indemnizaciones que percibirán en esta nueva legislatura los ediles.

El nuevo alcalde, Enrique Santafosta, de AISAB, presentó al Pleno un nuevo reparto de las áreas municipales, basado en la experiencia de los primeros días al frente del Ayuntamiento.

El portavoz de AISAB, Enrique Ferrer, asume a partir de ahora las áreas de Desarrollo Local, Comercio, Servicios, Urbanismo, Deportes Comunicación y Prensa.

La concejala Eva Tejedor se hace cargo de las áreas de Sanidad, Bienestar Social y Fiestas.

Y, por último, la concejala María Elisa Plano, asume Educación, Cultura, Juventud, Administración Electrónica y Nuevas Tecnologías.

Respecto a Hacienda y Seguridad Ciudadana, éstas quedan asumidas por el alcalde, Enrique Santafosta.

Menos gasto, más ahorro

En cuanto a los sueldos e indemnizaciones, tal y como se anunció por parte de AISAB en campaña electoral, se ha conseguido reducir el gasto que supone para las maltrechas arcas del Ayuntamiento los sueldos e indemnizaciones que cobrarán los representantes elegidos por los vecinos.

El mayor ahorro se encuentra en la partida que se va a destinar a los sueldos del equipo de gobierno, pues serán solo dos concejales los que percibirán un sueldo por su dedicación exclusiva, de 37,5 horas a la semana, frente a los cinco que cobraban en al anterior gobierno del PP por una dedicación de tan solo 20 horas semanales. El ahorro entre sueldos y costes de la Seguridad Social por este concepto se sitúa en alrededor de 47.000 euros anuales.

Asimismo, se aumenta la partida para remunerar a los concejales de los distintos grupos, incluidos los de la oposición, para que puedan realizar mejor su función. Pese a este aumento, que pretende facilitar el trabajo de todos los grupos en una legislatura sin mayorías y en la que será necesaria la máxima implicación de todos ellos, el coste total de la Corporación Municipal es un 16% menor con respecto a la legislatura pasada, pues se ha pasado de un coste medio de 161.000 euros anuales al actual de 138.000 euros.

Desde AISAB no entendemos el voto en contra del PP a estos cambios, pues se dota a sus concejales, ahora en la oposición, al igual que a los representantes de Guanyem-SAB y PSOE, de más dinero para ejercer su función de la que tenían en la legislatura pasada los grupos de la oposición, mientras que las dedicaciones exclusivas de los miembros del gobierno suponen un importante ahorro para el Consistorio.

Del mismo modo, AISAB quiere agradecer los 100 días de confianza expresados por el portavoz de Guanyem-SAB al actual equipo de gobierno, y el sentido de su voto, así como el del PSOE, que sirvió para aprobar los puntos del orden del día presentados a Pleno.

Estamos ante una legislatura difícil y el diálogo entre los grupos que pedían un cambio en la forma de gobernar nuestro pueblo debe ir encaminado a no defraudar las expectativas que tienen los vecinos.

Tanto Guanyem-SAB como el PSOE, con lógicos matices, comparten con AISAB la necesidad de que la Corporación Municipal funcione mejor costándoles menos dinero a los vecinos. Será el PP el que deba explicar a los ciudadanos por qué se opone al ahorro que suponen los nuevos sueldos de los concejales del grupo que gobierna, pero no critica el que los ediles de la oposición sí vayan a cobrar más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.